Comex.bo - la herramienta primordial en Comercio Exterior
04 AGOSTO

AGROCIFRAS

El precio de los granos vuelve a depender del clima en Estados Unidos

El precio de los granos vuelve a depender del clima en Estados Unidos

El clima seco y las altas temperaturas en el medio oeste americano generaron preocupaciones sobre el potencial productivo del cultivo estadounidense.



Esteban Moscariello

La historia nos muestra que el clima durante agosto de EE.UU. es un factor más importante para la soja, ya que es cuando comienza el llenado de vaina. Cualquier condición climática extrema durante el mes no solo puede afectar el rendimiento, sino también la calidad de la soja.

El clima continuó impulsando al mercado al alza en Chicago. Se muestra más preocupación por el calor que se pronostica para el Medio Oeste a partir de este fin de semana y hasta la próxima semana. Algunos modelos de pronóstico muestran que esto durará hasta mediados de agosto, lo que sin duda afectará la producción de cultivos en esas áreas.

Se estima que el 45 % de los EE.UU. ha estado más seco de lo normal en los últimos 30 días. La mayor preocupación en este momento es sobre la soja y es por eso que ahora ha borrado todas sus pérdidas de julio. Dadas las perspectivas climáticas actuales, podríamos tener un mercado interesante esta semana.

La soja volvió a ser líder en el mercado, ya que allí se concentró el interés de compra de los fondos. El diferencial de precios entre EE.UU. y Brasil se ha reducido en la soja y se piensa que esto elevará la demanda de soja de EE.UU. La soja estadounidense es ahora la más barata para el mercado mundial a partir de septiembre cuando comienza la cosecha nueva.

Esto hace que los analistas crean que la producción de soja de la nueva cosecha será menor de lo que el USDA está pronosticando actualmente y se sumará al nuevo interés de compra. El mercado espera ver otra caída en las calificaciones y estado de los cultivos de soja el próximo lunes (1) que publica el USDA por la tarde.

El clima reciente en los EE.UU. ha sido mixto y, a su vez, también lo ha sido su impacto en el desarrollo de los cultivos. Este ha sido especialmente el caso del maíz con algunos exploradores de campo que afirman que la pérdida de producción es grande, mientras que otros sienten que la cosecha puede ser la mejor de su historia.

Esta incertidumbre también se está viendo en la soja, aunque la soja es mucho más tolerante al clima adverso que el maíz, principalmente al calor. El calor puede afectar la calidad de la soja, pero el rendimiento no se ve afectado tanto. Sin embargo, la soja necesita agua y, aunque las lluvias recientes han sido beneficiosas, se necesita más.

Los rumores de que China está reservando activamente soja de cosecha nueva de EE. UU. del noroeste del Pacífico (PNW) también fueron de apoyo en el mercado, aunque un informe de ventas de exportación semanal sin brillo limitó la respuesta a esta noticia.

Todos los ojos en el mercado permanecen puestos en el Mar Negro y si finalmente podremos ver las exportaciones de Ucrania.

Hay dos incógnitas en el mercado global en este momento que están afectando el mercado. Uno de ellos es la capacidad de Ucrania para realizar exportaciones en un futuro. Se ha llegado a un acuerdo tentativo entre Ucrania y Rusia para permitir las exportaciones de Ucrania, pero hay muchos detalles que aún deben resolverse. Incluso con este acuerdo, Rusia continúa atacando los puertos de Ucrania, lo que hace que las exportaciones sean poco probables. También hay dudas sobre la calidad del grano almacenado en estas instalaciones, junto con eso en los barcos que todavía están en los puertos de Ucrania, y si es lo suficientemente bueno para ser enviados.

Otra incógnita es el estado de la economía de China. Fuentes en China afirman que el país tiene actualmente 90 millones de unidades de vivienda vacías ya que los compradores potenciales no pueden asegurar su financiación. Esto se produce cuando China ha reducido en gran medida su apetito por las materias primas en el mercado mundial. Ahora algunos analistas piensan que China importará mucho menos de lo estimado inicialmente. La verdadera pregunta es de dónde se obtendrán estas importaciones, con más indicios de que China quiere productos de Sudamérica.

Cuando se trata del clima de los EE.UU., el mayor impacto en este momento puede estar en la soja. Si bien es posible que el rendimiento no se vea afectado en este momento, la calidad de la soja sí puede verse afectada. Sin embargo, la soja ha subido con fuerza esta semana e incluso con la necesidad de una prima de riesgo.

Los mapas de actualización de 8-14 días en EE.UU. muestran mucho calor y una zona grande de con falta de agua. Como dice siempre un “trader” amigo, en verano hace mucho calor siempre, es cierto, pero tiene que llover y tiene que haber amplitud térmica entre el día y la noche para los cultivos y por el momento no baja la temperatura de noche en EE.UU.

Los mapas y escenarios de largo plazo ya mostraban este panorama para agosto en EE.UU. y ya tenemos una situación adversa en los principales estados del medio oeste. Los estados que definen la producción en EE.UU. comienzan con I.

¿Cómo se responderán los cultivos? Esta es la cuestión más importante. Analistas piensan que el USDA en su informe de agosto reduciría rindes tanto en soja como maíz y si el USDA hace este recorte en agosto tendrían que subir las existencias iniciales para compensar estas pérdidas productivas con los programas de exportación 2021/22 atrasados y todo nos da a entender recortes en los productivo. Preocupa que el calor afectará la calidad de la soja en EE.UU. Se está jugando un lindo partido y estamos a mitad de tiempo.

Esta semana la suba de la soja en Chicago se consolidó como el mayor máximo semanal en 18 años. La ola de calor en EE.UU. y el repunte del aceite de soja potenciaron los precios.

Como ya hemos mencionado anteriormente, en el mercado estamos viendo que hay tolerancia cero para futuros problemas de cultivos en los EE.UU. y el mercado lo percibe.

Publicado: 04 de agosto de 2022

Fuente: Clarín Rural

Atrás