02 OCTUBRE

AGROCIFRAS

Argentina: La cosecha récord del campo equivaldría al 1,6 % del PBI nacional

Argentina: La cosecha récord del campo equivaldría al 1,6 % del PBI nacional

Luego del impacto de la peor sequía de los últimos cincuenta años, por la que se dejaron de producir alrededor de 30 millones de toneladas, el campo argentino se prepara para romper un nuevo récord.



Durante el Tercer Congreso de Perspectivas Agrícolas, organizado por la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA), la entidad anticipó que para la campaña 2018/19 habrá una cosecha de 125,9 millones de toneladas con una superficie de 33,53 millones de hectáreas. Esto significa un 3,6 % más del área con respecto al ciclo previo y un 33,6 % más de producción en relación a la campaña 2017/18.

En cuanto al aporte económico, con este incremento en producción, el crecimiento del Producto Bruto Agrícola equivaldría a USD7.600 millones, alcanzando en USD30.400 millones en 2019. Cabe destacar que respecto de la campaña 2016/17, que no tuvo efectos climáticos tan adversos, la mejora es del 5,5 %. A su vez, las exportaciones de cereales y oleaginosas totalizarían USD25.900 millones y, por los recientes cambios en materia de política comercial, se recaudarían USD2.600 millones adicionales en concepto de derechos de exportación.

En este sentido, durante la inauguración del congreso, el presidente de la BCBA, Raúl Cavallo, enfatizó: "Damos inicio a una revancha que esperamos se concrete con oportunidades de negocios para todos los eslabones de la cadena productiva y comercial".

Récord en trigo y maíz

Esteban Copati, jefe de Estimaciones Agrícolas de la BCBA, en lo que se refiere a la campaña gruesa, indicó que la siembra de maíz con destino grano comercial se perfila hacia una nueva expansión de área del 5,5 % interanual con un nuevo récord de 5,8 millones de hectáreas a nivel nacional. Además, hizo hincapié en que "el maíz se recuperaría de la última sequía con un volumen récord de producción de 43 millones de toneladas". Como contrapartida, el sorgo sería el único cultivo que registraría una leve reducción en su área y producción para la próxima campaña, con una superficie de 730.000 hectáreas y un volumen de 2,5 millones de toneladas.

Según explicó el ingeniero, las primeras estimaciones para la soja arrojaron un incremento de 200.000 hectáreas, que permitirían llevar el área nacional a 17,9 millones de hectáreas. Al respecto, resaltó: "Luego de la fuerte sequía que impactó sobre la producción de la oleaginosa en la campaña 2017/18, para el presente ciclo se registraría un incremento interanual del 51 % con una proyección de producción de 53 millones de toneladas". En este sentido, cabe destacar que, según Copati, muchos productores vuelcan sus intenciones de siembra a la soja, dado que el maíz requiere de una mayor inversión y tiene una menor tasa de retorno.

En paralelo, señaló que "la proyección de área de girasol se mantiene en 1,9 millones de hectáreas a la espera del comienzo de la siembra de los primeros lotes en el sur de Buenos Aires y La Pampa". Asimismo, la producción de girasol alcanzaría los 3,9 millones de toneladas, un 11,4 % superior al ciclo previo.

Por último, destacó una mayor expansión de área en cultivos de fina, y expresó: "La adecuada humedad que se registró durante la mayor parte de la ventana óptima de siembra permitió elevar la proyección de área de trigo a 6,2 millones de hectáreas y la de cebada a 1 millón de hectáreas". La proyección de producción para el cereal alcanzaría los 19,7 millones de toneladas, 1,9 millones toneladas más que la campaña 2017/18, mientras que la cebada lograría una producción de 3,8 millones de toneladas. "En conjunto, los cereales de invierno aportarán 23,5 millones de toneladas para la campaña 2018/19, 10,6 % más que el ciclo previo", señaló Copati.

El aporte a la economía

Por su parte, el economista jefe Agustín Tejeda de la BCBA aseguró que "la contribución del campo para la economía del 2019 será del 1,6 % del PBI nacional", y sería el único sector que registrará crecimiento, ya que el resto mostraría una baja del 2,10 %. Respecto del año anterior, el valor bruto crecería en USD9.300 millones, la inversión de los productores en USD 800 millones de dólares, las exportaciones en USD5.200 millones y la recaudación en USD2.860 millones. Ante este escenario, cabe recordar que las adversidades climáticas ocurridas en la última campaña 2017/18, la economía argentina perdió USD6.000 millones.

Según lo expuesto por Tejeda, debido a los incrementos de producción, se esperan niveles de exportación récord para trigo con 12.800 toneladas y maíz con 30.500.

"De mantenerse este escenario, Argentina disputaría con Brasil el segundo lugar en el ranking de exportadores de maíz"

En tanto en trigo podría ocupar el séptimo lugar. A pesar del aumento de producción, la molienda de soja se vería afectada por la eliminación del diferencial arancelario y la guerra comercial entre China y Estados Unidos, por lo cual no recuperaría sus niveles históricos. Argentina podría exportar más de 15 millones de toneladas de soja y perder participación en el comercio mundial de sub-productos. No obstante, Tejeda subrayó: "El impacto del nuevo esquema de derechos de exportación no se sentirá por completo en esta campaña, sino en el ciclo 2019/20".

Publicado: 02 de octubre de 2018

Fuente: InfoBae

Atrás

También puede interesarte leer


´

DESCARGUE GRATIS