07 JUNIO

CAMBIO CLIMÁTICO

Freno al cambio climático mediante el modelo de agricultura de conservación

Freno al cambio climático mediante el modelo de agricultura de conservación

El proyecto español Agricultura Sostenible en la Aritmética del Carbono «LIFE+Agricarbon» ha recibido en Bruselas la distinción «Best of the Best», tras las votaciones realizadas por la Comisión Europea (CE), por su valiosa aportación contra el cambio climático del planeta.



«LIFE+Agricarbon» es una iniciativa coordinada por la Asociación Española de Agricultura de Conservación Suelos Vivos (Aeacsv), en la que han participado como beneficiarios la Universidad de Córdoba (UCO), el Ifapa de la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía y la Federación Europea de Agricultura de Conservación. La actividad científica contó con un presupuesto cercano a los 2,7 millones de euros, de los que 1,2 millones han sido financiados por la Unión Europea.

El proyecto ha servido para desarrollar y demostrar la eficiencia de sistemas agrícolas sostenibles basados en la agricultura de conservación y la utilización de técnicas de conservación.

Como recuerdan desde la asociación impulsora del proyecto, la agricultura de conservación se fundamenta en cultivar produciendo una mínima alteración del suelo, manteniendo una cobertura permanente que evita su erosión y realizando, por otro lado, rotación de cultivos que ayuden a fomentar la biodiversidad en la zona. Por otra parte, en las parcelas en las que se ha llevado a cabo la iniciativa, se ha practicado agricultura de precisión para promover un uso más eficiente de la energía gracias al empleo de ayudas al guiado de los tractores y técnicas de aplicación variable de insumos. Ambos métodos han conseguido aumentar la eficiencia y la productividad energética, según los resultados obtenidos, consiguiendo un ahorro energético global del 18 por ciento.

La iniciativa ha demostrado, además, que las técnicas respetuosas con el medio ambiente no son menos productivas que las convencionales, una de las creencias que rodean a estos métodos. Por otro lado, se ha constatado que la agricultura de conservación ahorra costes a los agricultores cifrados en unos 60 euros por hectárea de media.

«La importancia del proyecto «LIFE+Agricarbon» se condensa en un solo dato: se ha demostrado que, gracias a la agricultura de conservación se han compensado emisiones de CO2 de más de un millón de ciudadanos europeos», explican los miembros de la iniciativa.

Publicado: 07 de junio de 2018

Fuente: ABC de Sevilla

Atrás

También puede interesarte leer